Se define el rival de Lanús: Gremio recibe a Barcelona con un pie en la final de la Copa Libertadores

El elenco brasileño buscará sellar su boleto a la final tras imponerse 3-0 en su visita a Guayaquil. El ganador deberá viajar a Buenos Aires para disputar la ida de la final de la Libertadores ante Lanús

El Gremio de Porto Alegre defenderá como local la ventaja de tres goles conseguida la semana pasada en Guayaquil para 10 años después volver a disputar una final de la Copa Libertadores. Su vial, el Barcelona ecuatoriano, necesita una auténtica hazaña, como la que consiguió Lanús ante River, para dar la vuelta a la eliminatoria.

A pesar de la ventaja de tres goles lograda en la ida, el Gremio saldrá con su once titular para evitar cualquier riesgo y sentenciar la eliminatoria ante su gente. El técnico Renato Portapulppi reservó el domingo a sus titulares en su visita al Avaí de Florianópolis, en un encuentro que el Gremio empató 2-2 y quedó en la cuarta posición del Campeonato Brasileño, a ocho puntos del líder Corinthians, cuando faltan siete jornadas para el final.

El elenco brasileño, campeón de la Libertadores en 1983 y 1995, defenderá la mayor ventaja lograda por un visitante en la fase final de esta Libertadores para darle una alegría a su caluroso público, que espera volver a disputar una final continental 10 años después de perder a doble partido por un global de 5-0 ante Boca Juniors.

Para ello contará con la reaparición de su estrella Luan, quien superó unos problemas físicos que le apartaron del césped y que coincidieron con una serie de malos resultados en el Campeonato Brasileño.

Por su parte, al Barcelona de Guayaquil se le acumulan los problemas. El conjunto ecuatoriano tuvo problemas con su vuelo a Brasil desde Santa Cruz de la Sierra (Bolivia) y apenas pudo llegar este martes a Porto Alegre, un día más tarde de lo previsto.

El equipo amarillo viene de imponerse este sábado por 2-0 a su gran rival, la LDU de Quito, con goles de Marcos Caicedo y Matías Oyola, en un partido en el que jugaron varios suplentes. El resultado le permitió al Barcelona subir hasta la octava posición, con 16 puntos en 14 partidos, aunque tiene dos encuentros pendientes.

El técnico Guillermo Almada podrá contar con su goleador Jonathan Alvez, baja en la ida por sanción, aunque seguirá fuera por el mismo motivo el centrocampista brasileño Gabriel Marques, sancionado con tres partidos, y el defensa Darío Aimar, lesionado.

Pese a la dificultad del partido, Barcelona no pierde las esperanzas de lograr el milagro y clasificarse para la final. El ganador de la semifinal deberá viajar a Buenos Aires para disputar la ida de la final de la Libertadores ante Lanús.

Estadio: Arena do Grêmio, Porto Alegre

Hora: 21:45 hora local / 20:45 de Chile y Argentina / 23:45 GMT

TV: Fox Sports.

Árbitro: Roberto Tobar (Chile). (INFOBAE)

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*